Bienvenidos al sitio

El espacio está destinado a aquellos que están interesados en la metodología de la investigación social y sus aplicaciones, especialmente profesionales, estudiantes e instituciones que requieren apoyo en estas áreas. También pretende enriquecer la comunicación con alumnos, tesistas y colegas. Sean bienvenidos a establecer contacto conmigo para hacer críticas, sugerencias y compartir ideas o pensamientos.

Pablo Cáceres Serrano

Ocultándose tras el trabajo

Hoy fue día de cine y como pocas veces puedo hacerlo, me he sentado a ver algunas películas en el cable. Hubo una, sin embargo, que yo conocía pero que nunca ví. Se llamaba ALL THAT JAZZ. El tema tangible no tenía mucha importancia para mi: un coreógrafo que monta una obra musical, que exige mucho a sus bailarines y cantantes y que es respetado por todos sus colegas y jefes. Lo que me llamó la atención fue la clase de vida que llevaba y de cómo estaba totalmente dedicado a su trabajo, de modo obsesivo, el trabajo era todo para él. Un perfeccionista, torturado por no poder hacer las cosas mejor que mejor.

No quiero parecer arrogante, porque desde la perspectiva de la película, esa clase de vida representaba un claro…

empobrecimiento de la vida del protagonista, pero honestamente pensé en la vida que he llevado y de cómo el trabajo ha absorbido mi vida casi completamente. Esto que me ocurre no algo que me afecte a mi únicamente, creo que hay muchas personas que están viviendo lo mismo. La pregunta es ¿por qué?.

Hay semanas en que trabajo 14-15 horas diarias, de lunes a domingo. A más de alguno esto le debe sonar conocido ¿¿no??.  Pero ¿por qué hay personas que hacemos esto?: ¿dinero?, ¿prestigio?, ¿obsesión?. En mi caso creo que es la obsesión por hacer todo lo que creo que puedo hacer y tratar de demostrarme que siempre puedo más, hay una competencia interna en mi impulsada en buena medida por el miedo de perder “posiciones”, que no me necesiten más, que no sea ya valioso para quienes trabajo, que no tenga las respuestas que los demás esperan de mi.

También me ocurre que quiero hacerlo todo como pienso que debe hacerse. Hay una escena en la película con la que me identifiqué de inmediato: el protagonista está editando una película y un productor le reclama porque lleva 7 meses trabajando en ella, él no escucha lo que éste le dice y a cambio le muestra que ha hecho una nueva edición, el productor lo ve y dice “Oh dios, está mejor”. Exacto, eso es lo mismo que me ocurre a mi, me demoro mucho tiempo, haciendo cambios casi subliminales a un trabajo, pero que sé que apuntan a convertirlo en un mejor producto, quizás los demás no lo noten, quizás ni siquiera les importe, pero para mi sí son importantes, me hacen sentir bien conmigo mismo.

Hay otra razón más: mientras trabajo pienso menos en mis problemas, en mis sueños rotos, en las cosas que quise fueran de una manera y terminaron siendo de otra. El trabajo también representa una manera de esconderse de aquello con lo que nos enfrentamos al volver a casa. Habrá maneras de evitar todo esto, pero en cierto modo quienes lo hacemos no queremos que nadie nos diga cómo actuar, porque desgraciadamente obsesionarse con el trabajo trae beneficios: dinero, prestigio, reconocimiento, etc. Y se vuelve un círculo vicioso, además, mientras más cosas haces, más te llaman por todo aquello que se supone sabes hacer. ¿Hay solución? no lo sé, por ahora debo trabajar… ya tendré tiempo de pensarlo… ¿tendré?.

4 comments to Ocultándose tras el trabajo

  • Iván

    El tiempo siempre está ahí.. sólo hay que sabernos darlo. En mi caso… el 2009 tomé mil cosas que hacer el primer semestre y trabajé 15 horas diarias… el segundo semestre en cambio, tomé 500 cosas.. pero seguí trabajando 16 horas. Hay que revisar en qué queremos invertir nuestro tiempo y nuestra vida.
    Saludos!
    Iván

    pd: me gusto el nuevo estilo de la página.. imagino significo harto trabajo.. ajaja

  • Nada más cierto, sin embargo hay otras razones por las cuales refugiarse en el trabajo como evadir una vida odiable, o evitar la ambivalencia de nuestra realidad extra laboral, ésa en la cual no somos tan importantes, como lo somos en el trabajo.

    Un abrazo.

  • Pablo Cáceres

    Pero eres Vasco? Mi compañero de publicaciones??? Pues muchísimas gracias por escribir estimado Vasco??? No puedo creer que sepa otra vez de ti. Te escribiré por interno en breve.

  • Gabriela Rojas

    gracias por compartir el curso.

Leave a Reply to Juan Pablo Escudero Sepúlveda

 

 

 

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>